Tags

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Últimamente he estado “cazando” tantos libros por FNAC y La Casa del Libro que ya no tengo muy claro cuándo encontré este, pero ha sido una de mis mejores elecciones en los últimos tiempos. Aquí debajo encontraréis la portada (un poco sosa para mi gusto) y el interesante argumento:


poltada-i6n15475004

“A veces elegimos ver solo lo que queremos ver. Otras veces lo que vemos cambia nuestra forma de ver todo lo demás”

Hace cinco años, Rosa recorrió el muelle en plena noche, miró el agua oscura y turbulenta y saltó. Era una estudiante de Cambridge, una joven brillante que acababa de perder a su padre. Su muerte fue trágica pero no inesperada. ¿Fue realmente eso lo que sucedió?

El juez de instrucción afirma que sí, pero Jar, el novio de Rosa, no se da por vencido. Ve a Rosa en todas partes: vislumbra su rostro en el tren, cree distinguir su figura en el acantilado. Le obsesiona el deseo de demostrar que sigue viva. Y entonces recibe un e-mail.

Búscame, Jar. Búscame antes de que ellos me encuentren.

¿De verdad murió Rosa? Y si murió, ¿quién intenta jugar con sus seres queridos?


Esta novela tiene algo muy bueno y muy malo: por un lado, un argumento fascinante, con un desenlace original y POR FIN, no predecible… pero una elección de “narrador” algo dudosa. Me refiero al formato en sí en que nos viene explicada la historia. La primera parte resulta más fácil de leer, pues si mal no recuerdo (y disculpadme si lo hago) está toda narrada por la misma persona.

Sin embargo, a partir de la segunda parte, la cosa se vuelve un poco confusa, al menos bajo mi punto de vista, por los cambios constantes de narrador, a veces cada muy pocas páginas, lo cual produce la impresión de un relato en exceso desestructurado y caótico. Para personas que lean de forma menos asidua que yo, puede provocar que al final no tengan una perspectiva clara de lo que sucede, que les cueste darse cuenta de “qué pasa cuándo” y quién está explicando cada parte. Aun así, está bien para ir deduciendo las cosas y ver cómo cada personaje vive la historia, pero yo quizá habría prescindido de este recurso, o lo habría recortado un poco para que fuera más fácil de leer. Pero es solo mi opinión.

Los personajes, por una vez, me han caído bien. Todos ellos, increíble pero cierto, sobre todo Jar y Rosa, los principales. Me resultó adorable la relación de Rosa con su padre, sobre todo las menciones a los viajes que hicieron juntos. Me recordó un poco al libro de La Historiadora, uno de mis preferidos, que espero reseñar un día por aquí. Eso sí, me hubiera gustado saber un poco más sobre ella y el porqué de su nombre, no sé si se supone que es de origen hispano, en el libro solo mencionan que tiene pelo oscuro y labios gruesos, pero nada más. Jar, por su lado, es el típico irlandés encantador, al menos así es como yo lo vi. También me resultó gracioso su amigo Carl, el hacker freakie, y las excusas que se inventaban para escaquearse del trabajo. Incluso el ex periodista me cayó bien, y eso que no es un personaje especialmente agradable, al menos de aspecto.

Debo decir que el argumento (el que podéis leer al principio del post) no es del todo fiel a la realidad, dado que Jar está ya investigando desde casi el principio, muchísimo antes de recibir el email que se menciona en él. Supongo que pretendían darle un toque más intrigante, pero a mí por lo menos me molesta que se inventen cosas.

Volviendo a mi análisis, creo que las historias sobre conspiraciones siempre resultan interesantes como novelas de intriga, por esa sensación de que no puedes confiar en nadie, de que te están manipulando, de que quizá lo que descubres no es real… Para mí es un poco como ir recolectando piezas de un puzzle, solo que cada vez que construyes una parte, te das cuenta de que has estado mezclando piezas auténticas con otras falsas y has de volver a empezar de cero.

A lo largo de toda la novela, no puedes fiarte de ninguna de las cosas que el protagonista va averiguando, ni de las personas con quienes habla. De hecho, Jar está tan paranoico (sufre alucinaciones y él mismo lo reconoce) que al final no te puedes fiar ni de él mismo: ¿quién sabe si no se lo estará imaginando todo? Eso está muy bien porque incrementa la intriga y hace que el desenlace sea muy difícil de imagianr. A mí, por lo menos, me encantó, y eso que no suelo ser “generosa” con los finales si no cumplen mis expectativas.

Aunque me ha gustado, también os confieso que no ha sido un libro que haya calado hondo en mí, quizá porque la prosa no es nada del otro mundo y porque, si bien los personajes son simpáticos, tampoco resultan memorables. Pero entre los libros que he leído hasta ahora este año, quizá sea de los mejores, sobre todo gracias a lo sorprendente del argumento y el final.

Creo que podría haber sido una novela mucho mejor de haberse narrado de otra manera, y también si se hubieran centrado más en las relaciones entre personajes, por ejemplo darle más importancia a la historia entre Jar y Rosa, el amor que sentían el uno por el otro, que mientras estás leyendo no parece nada del otro mundo (aunque reconozco que este es otro recurso que utiliza el autor para aumentar la intriga, entenderéis a qué me refiero si leéis el libro).

También considero que cinco años son demasiados, yo habría dicho que habían pasado dos o algo así… Quizá le quita un poco de realismo al asunto, pero esto ya es una opinión muy personal, a lo mejor hay quien cree que el hecho de que haya pasado tanto tiempo lo vuelve todo aún más extraño, quién sabe.

Mi nota final es un 8 sobre 10. Si os gustan las “conspiranoias”, sin duda, este libro os encantará. ¡No olvidéis dejar un comentario si tenéis algo que decir! 🙂

Advertisements