Erik Vogler y los crímenes del rey blanco

Decidí leer esta novela a través de una de mis conocidas de la comunidad de #bookstagramers, quien mencionó que esta divertida saga detectivesca le salvó la vida durante el confinamiento. Si bien es un libro para un público muy juvenil (casi infantil, diría yo), lo cierto es que me atrajo mucho tanto la sinopsis como la figura en sí de Erik Vogler.

¿Queréis saber lo que me ha parecido…?

¡Seguid leyendo y os lo cuento enseguida! Antes, eso sí, vamos a echarle un ojo a la portada y al argumento 🙂


https://sgfm.elcorteingles.es/SGFM/dctm/MEDIA03/201810/17/00106539564788____3__640x640.jpg

Para el estrafalario Erik Vogler, maniático del orden y la pulcritud, las cosas no podían empezar peor aquellas vacaciones de Semana Santa: en lugar del soñado viaje a Nueva York con su padre, iba a tener que pasar esos días con su abuela. Aun así, ni en su peor pesadilla el obsesivo y temeroso Erik hubiera imaginado que se vería involucrado en los asesinatos en serie que estaban conmoviendo a toda Alemania.

Con un protagonista aparentemente repelente, la escritora Beatriz Osés ha iniciado una de las más originales sagas de novelas policíacas de los últimos años. Impactante y sorprendente en cada frase. Te atrapa desde el primer capítulo en una espiral de tensión. Puro thriller. Una vuelta de tuerca a la literatura paranormal combinada con el género negro.


¿DE QUÉ VA LA NOVELA?

Erik Vogler y los crímenes del rey blanco nos introduce en la vida de Erik Vogler, un adolescente de Bremen, en Alemania, que de tan pijo resulta ridículo. Siempre vestido de forma impecable, obsesionado con el orden y la pulcritud, algo pedante, blandengue, miedoso… pero eso sí, muy educado e inteligente.

En esta primera entrega de la saga, Erik se ve privado de su gran sueño de viajar a Nueva York cuando un desafortunado error de su padre al reservar los vuelos lo deja tirado en plenas vacaciones de Semana Santa. Por desgracia, el hombre solo logra encontrar un asiento libre para él, cuya visita a la emblemática ciudad norteamericana obedece a motivos laborales y por tanto, no puede ceder su plaza a su hijo. Este, en contra de su voluntad, deberá pasar las vacaciones de Pascua con su abuela, a quien prácticamente aborrece, pues la anciana es incapaz de comprender a su nieto, su casa está demasiado sucia y vive en Grasberg, un pueblo de lo más aburrido en el cual Erik difícilmente podrá hallar el entretenimiento suficiente para llenar los tristes días que se avecinan.

De lo que el chico no tiene ni idea es que entretenimiento es justo lo que no va a faltarle. Y es que, sin saber bien ni cómo, pronto se verá atrapado en una intriga que involucra asesinatos y fantasmas. Al parecer, una chica de su propia ciudad, una tal Sandra Nadel, fue asesinada hace pocos días y todavía no se ha hallado al culpable. Erik no la conocía de nada, pero por algún extraño motivo, la joven ha decidido regresar de entre los muertos y dejarle precisamente a él una serie de pistas con las que resolver su muerte. Como por ejemplo, una pieza de ajedrez ensangrentada que el chico se encuentra por todas partes, una misteriosa composicion de Schubert y unos versos del oscuro poema La danza de la muerte de Goethe…

Las cosas se complicarán cuando Erik trate de investigar por su cuenta durante su estancia en Grasberg y tope con la presencia de Albert Zimmer. Se trata de un vecino de su misma edad quien, empeñado en hacerse amigo suyo, se hace el encontradizo a todas horas. Lo malo es que Albert tiene un aspecto inquietante y parece obsesionado con Erik, aún más cuando descubre que este se halla investigando la trágica muerte de Sandra.

¿Tendrá Albert algo que ver con los crímenes? ¿Serán las pistas con las que Erik se va encontrando de verdad obra de fantasmas? ¿Cómo se las arreglará este joven pijo y presumido para resolver el misterio, antes de que sea demasiado tarde…?

Si os interesa dar respuesta a estos enigmas, ya sabéis: solo tenéis que haceros con esta divertida novela juvenil… ¡y comenzar a leer!


¿QUÉ ENCONTRAREMOS EN ERIK VOGLER Y LOS CRÍMENES DEL REY BLANCO..?

Suspense, asesinatos, humor, ajedrez, música clásica, lluvia, Alemania, frustración adolescente… ¡y mucho más!

Al ser un libro más bien infantil y con un protagonista tan fuera de lo común, me resulta difícil compararlo con otros. Supongo que podría recordar en algo a la serie de Los Cinco, de Enid Blyton, aunque en este caso los detectives fueran un grupo de niños y la antigüedad de los libros marque enormes diferencias de lenguaje y personalidad en sus personajes.

Asimismo, por el lado entre cómico y absurdo, al margen del componente mágico, la obra me trajo reminiscencias de la maravillosa saga Fantasville de Christopher Pike, que devoré cuando yo misma era niña y que aún releo de vez en cuando hoy en día, incluso pese a haber dejado bien atrás la adolescencia.

Por último, aunque apenas recuerdo nada, esta novela me hizo pensar en una película a la cual era adicta cuando era muy pequeña, El secreto de la pirámide (Young Sherlock Holmes es su título original), por la atmósfera de inquietante misterio y la corta edad de sus protagonistas.


PUNTOS POSITIVOS
  • Se lee en un santiamén y no aburre en ningún momento.
  • Gracias a la simplicidad de la trama y del lenguaje, la lectura fluye a velocidad de vértigo.
  • Siguiendo con el punto anterior, la historia engancha enseguida por sus dosis de humor y misterio.
  • Pese a su repelencia, el protagonista se hace querer, y resulta original en comparación con otros detectives juveniles.
  • Incluso aunque no me encantase, al terminar la novela sentí grandes ganas de leer la segunda entrega.
  • La trama cuenta con los elementos perfectos para convertirse en una buena novela de misterio: clima frío y lluvioso, fantasmas, una casa vieja situada en un pueblo perdido, pistas ensangrentadas, persecuciones…
PUNTOS NEGATIVOS
  • Si eres adulto, es probable que la obra te decepcione por su excesiva simplicidad.
  • Creo que, de haberla alargado un poco más, la historia ganaría en interés.
  • Me hubiera gustado una descripción física más concreta de Erik, pues solo se nos habla de su ropa, su peinado y su forma de comportarse, pero no tanto de su cara o su cuerpo.
  • También habría sido interesante conocer más detalles de la abuela: cómo y cuándo murió su marido, a qué se dedicaba, los rasgos de su personalidad… Supongo que la falta de detalles sobre los personajes se debe al público al que va destinada la novela, pero yo como adulta no puedo sino echarlo en falta.
  • El desenlace o, más bien, la identidad del culpable se me antojó un poco absurdo, aunque sé que la obra está dirigida a un público muy joven. Aun así, opino que se producen coincidencias excesivas que pecan de falta de verosimilitud.

CONCLUSIÓN

Como nota final, puntúo Erik Vogler y los crímenes del rey blanco con un 7 sobre 10: disfruté leyéndolo y se me pasó el rato volando, pero no me parece un libro lo bastante adulto como para llegar a fascinarme. Quizá no se lo recomendaría a un adulto, pero si tenéis hijos u otros familiares a partir de 10 años, sin duda es una buena elección para ellos, incluso si no son demasiado fans de la lectura.

Si tras leer mi reseña, aún no veis del todo claro si os interesa esta novela y queréis salir de dudas, podéis descargaros el primer capítulo totalmente gratis haciendo click aquí.

¿Alguno de vosotros ha leído esta obra? ¿Os gustan los libros infantiles u os aburren demasiado por la escasa complejidad de la trama y del vocabulario?

Espero vuestros comentarios aquí debajo y, como siempre, si os ha gustado esta reseña, dadle al Like y me haréis un gran favor. ¡Gracias! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s